scooter

Aunque todos estamos conscientes de que hay una cantidad de millas recorridas durante la cual hay que realizarle mantenimiento a la motocicleta, sabemos que limpiarla constantemente nos ayuda a reconocer temprano cualquier desperfecto y que una de las cuestiones a las que más tenemos que poner atención es a los frenos, cuando se trata de scooters hay otros puntos que analizar y precisamente eso es lo que queremos enseñarte hoy para que estés seguro en todas tus salidas.

Calentamiento durante el arranque

Generalmente llevamos mucha prisa, pero en realidad lo más correcto para que nuestro motor nos entregue una vida útil más larga y al mismo tiempo un mejor desempeño, es encender la motocicleta unos cuantos minutos antes de empezar a conducir, ya que el aceite lubricante que se encarga de que haya menos fricción entre las piezas móviles y por consiguiente duren más y maltraten menos al motor, se encuentra frío y tiene que calentarse para lubricar todas las partes necesarias antes de iniciar tu travesía.

Basta con encender la motocicleta antes de ponerte el casco, los guantes y la chaqueta o preparar tu carga para que caliente lo necesario tu motocicleta.

La iluminación es importante

Darnos cuenta de que nuestra luz delantera no está funcionando no es nada complicado, pero si no tenemos la rutina y costumbre correcta, no darnos cuenta de que la los trasera no funciona y de que somos invisibles en una carretera durante la noche es un peligro inminente y tenemos que saber si esto ocurre de inmediato para ir a una tienda de recambios moto y hacer el respectivo cambio o hacer una inspección eléctrica si el bombillo se encuentra en buen estado.

Lo que aconsejamos es que, precisamente durante el minuto o dos minutos que la motocicleta estará encendido del inicio del ciclo para calentar el aceite, enciendas tanto las luces como los intermitentes y mientras te pones tus guantes y el casco, puedes rodear la motocicleta para asegurarte de que todo está en orden; te darás cuenta de que se terminará convirtiendo en un hábito muy bueno para tu seguridad.

La batería, un punto de especial importancia

A pesar de que las baterías en este tipo de motocicletas no suelen estar tan a la mano como para poder revisar su cantidad de carga, es realmente importante estar pendientes de ellas porque no hay manera de arrancar la motocicleta a empujones cuando ésta se termine, así que no hay que permitir que ocurra; una buena forma de darte cuenta de cuando la batería se está agotando es ver si la intensidad de las luces ha disminuido o si el sonido del arranque también tienen menor intensidad, casos en los cuales tienes que buscar un cambio de inmediato antes de que vayas a quedarte varado.

También recuerda aparcar en lugares cerrados y cálidos, pues en climas fríos las baterías se descargan rápidamente y si no utilizarás tu scooter durante unas semanas, entonces mejor desconecta la batería.